Invertirán ocho millones de pesos.

Después de que a partir de este lunes los comerciantes que operan en la plaza principal fueron reubicados porque iban a iniciar la remodelación de la explanada, la Dirección de Obras Públicas dio a conocer que los trabajos se retrasaron porque no recibieron el adoquín del proveedor ese día, por lo que hasta el lunes o martes de la semana entrante comenzarían las labores.

El titular de la dependencia, Martín González Valenzuela, dijo que las diligencias se llevarán a cabo por etapas, para dejar trabajos terminados y no obras inconclusas por todo el zócalo, y detalló la primera fase de remodelación: “vamos a abrir unas partes en las jardineras de la plaza, se van a hacer cuatro ingresos más, se van a cambiar las bancas, todo ese tipo de cosas queremos hacerlas y estar dejando áreas terminadas porque vamos a mover todo. Lo que nos ha detenido es la entrega del adoquín, están retrasados con la entrega una semana”.

El funcionario no pronosticó un lapso para terminar la primera etapa debido a que es probable que se presenten imprevistos de agua potable, alumbrado o drenaje, además de que existen factores externos como el retraso en la entrega de material de los proveedores que pueden alargar el tiempo de trabajo.

Sobre lo antes mencionado, González Valenzuela puso de ejemplo lo sucedido en la calle Ecuador en La Floresta: “había tiempos establecidos para esa calle, valieron gorro los tiempos porque salió la línea de agua potable dañada, salió la línea de drenaje que va a dos metros también dañada, entonces el contratista trae 15 días de atraso por ese evento, pero un trabajo planeado para 15 días, se le fue a un mes”.

La remodelación incluye la colocación de adoquín en toda la explanada y la sustitución de la fuente.