La Fuerza Única Regional se hará cargo de la seguridad en Ocotlán durante los próximos 22 días.

Al siguiente día de la visita realizada por la Fiscalía General del Estado de Jalisco (FGE) el pasado martes 14 de marzo, el alcalde de Ocotlán, Paulo Gabriel Hernández, presentó un pronunciamiento para señalar que el ayuntamiento está de acuerdo en que los oficiales de seguridad del municipio reciban una evaluación y capacitación por parte de la corporación estatal, pero no está de acuerdo con los protocolos que ejecutó la fiscalía.

El presidente municipal comentó que quedaron inconformes con los protocolos que manejó la corporación estatal, porque sin previo aviso a las autoridades municipales, ingresaron más de 20 camionetas de la Fuerza Única Regional (FUR) y dos vehículos “rinoceronte”, que iban acompañados de un helicóptero que sobrevolaba por el municipio:

“El día de ayer establecí contacto con el fiscal, en el sentido de que se me hacía de alguna manera incongruente el hecho de que fuera toda la corporación. Quedamos en el acuerdo de que estamos dispuestos a que nuestro personal sea evaluado y sea capacitado, porque sabemos que este tipo de procesos nos ayudan a tener una mejor policía; sin embargo no creemos en la manera como se actuó, no coincidimos en la manera de actuar en esos protocolos que se llevan a cabo. Hay que recordar que Ocotlán ha vivido hechos lamentables y que la gente está alerta, cualquier situación que se llegue a presentar como la del día de ayer, eso hace recordar los hechos tan lamentables que se han vivido”.

Gabriel Hernández indicó que tras la intervención realizada a la policía municipal, el acuerdo final fue que durante los próximos 22 días la FUR se hará cargo de la seguridad en Ocotlán mientras la policía municipal recibe la capacitación en Guadalajara. En una primera etapa serán instruidos 50 elementos de seguridad, y en la segunda etapa serán integrados los 43 policías restantes.

Además el pasado 14 de marzo algunos ciudadanos se comunicaron vía telefónica con el presidente municipal, para recalcar que en ocasiones anteriores habían recibido mal trato por parte de la FUR, así lo comentó el alcalde:

“El día de ayer recibí varias llamadas de la gente preocupada en el sentido de que anteriormente se habían presentado hechos de prepotencia, de mal trato y de abuso de autoridad, por esa razón estaré muy al pendiente de todo lo que suceda en nuestro municipio con el fin de garantizar una verdadera seguridad, el respeto a los derechos humanos y sobre todo el respeto a nuestras familias ocotlenses”.

En caso de recibir algún abuso por parte de las autoridades de la fiscalía, Gabriel Hernández recomendó a la ciudadanía realizar la denuncia inmediata al número 925 60 08, y exhortó a la población a no caer en provocaciones por parte de elementos de la FUR para evitar problemas mayores.